EN EL VIVIR

Manuel Dato

NOTICIA DE OPINIÓN DE ROSA CAMPOS19/05/2013
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Manuel Dato

Rosa Campos / Soy de Cieza

Una entrevista con Manuel Dato Buitrago (Cieza,1948) siempre es un buen motivo para hablar de cultura en general y más especialmente de literatura, también de música. Era sábado y mediaba la mañana dejándose caer, sobre la amplitud de la parte posterior del Mercado de Abastos ciezano, con esa luz pródiga a la vez que tibia que gasta el mes mayo. Eran las doce en punto cuando llegué a la heladería Antártida donde habíamos quedado, miré a la puerta y, al no verlo, miré a lo lejos, luego me fijé dentro y allí estaba, sentado en un lugar al alcance de la vista, leyendo el periódico mientras esperaba. Empezamos a hablar con el murmullo vital, algo lejano, de los chiquillos jugando en el parque.

Labor docente

Ha sido profesor de Lengua y Literatura y, en los últimos años de su vida profesional, maestro y compañero de alumnos con necesidades educativas especiales en el colegio Juan Ramón Jiménez de Cieza hasta hace poco, porque le ha llegado la hora de la jubilación. De su extensa etapa docente guarda recuerdos muy especiales además de emotivos, uno de ellos es el acontecido durante un curso entero " toda la clase estuvimos yendo al río periódicamente, el objetivo era escribir poemas ecológico-literarios que tenían como finalidad el río y su importancia vital en nuestro entorno, para lo cual hubo que mentalizar, leer mucha poesía y dotarles de un vocabulario y aplicarlo relativo al tema que íbamos a tratar. El resultado fue un libro impreso a multicopista creado por los alumnos que llegó a ser premiado en el IES Diego Tortosa; todavía lo tengo, su título es ´A nuestro río el Segura, hermosamente apenado´. De los cientos de poemas se eligieron unos pocos y se decidió que fueran poemas anónimos para que no hubiera favoritismos de ningún tipo, eso sí, en el prólogo estaba el nombre y apellidos de todos los alumnos de esa clase. Aquella experiencia fue absolutamente enriquecedora para ellos y para mí".

Gran melómano

Antes de ahondar más en el terreno literario es importante saber que Manuel es un gran melómano, la música que acompaña a los recitales de La Sierpe siempre está supeditada (por decisión del resto del grupo) a su criterio. Cuando le pregunto por ello me comenta que le gusta la buena música en sus diferentes ramas (clásica, blues, rock...), pero que en absoluto sabe tocar ningún instrumento: "Me gustan todas las artes pero no domino ninguna. Sin embargo en mi casa todos saben tocar música y bien -su mujer, Mercedes Carrillo, ha sido durante años profesora en el Conservatorio de Cieza; y de sus cuatro hijos, Patricia y Manuel son músicos de profesión, y María (maestra) y Merche (actriz) también la estudiaron-. Mi suegro tenía un oído privilegiado. Era un renacentista, capaz de hacer las cosas de excepcional manera, aunque su principal oficio fue el de escultor, imaginero sobre todo"; concluye, y al hacerlo, la gran admiración que siente por la humanidad y calidad artística de J.M. Carrillo Marco (1915-1988) sale a relucir -no es la primera vez que se lo escucho decir-.

Una singular manera de ofrecer literatura

Le hago dos preguntas tópicas, ¿desde cuándo te gusta escribir?, ¿qué autores fueron los primeros que leíste?, y responde: "La sensibilidad para escribir, si la tienes, se lleva con uno desde que se nace. De crío no fui un gran lector porque antes no habían tantos libros ni dinero para comprarlos. Yo vengo de una familia campesina de muchas generaciones y aún me impone el gran esfuerzo que tuvieron que hacer mis padres para darnos carrera a mi hermano y a mí. Aunque mi padre, agricultor, era un hombre muy inquieto por la cultura, fíjate que tenía las obras completas de Blasco Ibáñez, escritor considerado anarquista; y que en la época franquista escondió bajo tierra el libro de Memorias que escribió La Pasionaria; no sé cómo lo consiguió, si lo tuvo guardado desde la Guerra Civil o bien debió de obtenerlo a través de los emigrantes que venían a España de vuelta de trabajos temporales, porque aquí no se editaba. Cuando llegó la democracia lo desenterró." Estos libros de su padre forman actualmente parte de su biblioteca. "El primer libro que compré fue `Canto a mí mismo´, fragmento traducido por León Felipe de Hojas de Hierba, de Walt Whitman, del cual un vecino me contaba que un conocido suyo, cuando bebía un poco más de la cuenta, declamaba en medio del bar y a horas intempestivas poemas de ese libro de forma atronadora y muy teatral. Aquello junto con el influjo de corrientes libertarias que llegaban de EEUU, y que impregnaban nuestra adolescencia de música y comportamientos atípicos, fueron idealizando nuestros pocos años. Tras Hojas de Hierba compré La Antología Rota, de León Felipe, un libro fuerte y valiente contra el franquismo imperante en la época, y una crítica mordaz contra los poderes que L. Felipe consideraba culpables de los males de su época. Yo, que tendría por entonces unos 16 años, me sentía atraído por este tipo de poesía, tan humana, tan valiente y tan políticamente incorrecta."

Su primera publicación en forma de libro -antes lo había hecho en publicaciones de varias revistas y libros colectivos- fue Aúreo (1996), dedicado a Aurelio Guirao (1940 - 1996), quien fuera el gran motor del Grupo Literario la Sierpe y el Laúd, poeta y profesor al que le unía una honda amistad. M. Dato había dado forma de libro a este poemario con la intención de repartirlo a los compañeros que estuvieran en aquel primer homenaje antes de que el poeta muriera. Eran poemas escritos a máquina, fotocopiados, reagrupados, numerados y encuadernados de manera totalmente artesanal por él mismo, sin más pretensión que la de compartirlo con aquellos amigos, y agradecerles su colaboración. Poco después, Pascual Martínez Ortiz, que por entonces vivía en Cieza y formaba parte de la Sierpe, se empeñó en que tenía que ser editado. El segundo poemario de su autoría que verá la luz será Last Autumn's Dream (2009), iniciándose con él la Colección Acanto. "Hay bastante distancia entre los primeros versos que abren el libro y todo el resto. Durante esos años apenas si sentía necesidad de escribir, y si lo hacía era de forma esporádica y por algún compromiso. Lo cierto es que cuando retomé el impulso que me llevaba a hacerlo no pude contenerme. Mi época más productiva parte de entonces", dice. Tiene además otros poemarios inéditos, cada uno con su porqué bien definido: `Mi coronel´ -que yo me atrevo a denominarlo así porque así empiezan todos los poemas que contiene, de los cuales he tenido el honor de leer algunos- viene a ser como una continuación del número uno de Acanto en el tema y en el tiempo, aunque todavía no tiene título definitivo. El futuro es un arma cargada de poesía, título que invierte el orden del conocido poema de G. Celaya, surgió cuando "un domingo oí casualmente una entrevista a Gabriel Celaya realizada por M. Ferreras, en la cual el poeta se quejaba, lloraba muy deprimido del abandono en que se encontraba por las instituciones y por las nuevas generaciones de poetas. Aquello me impacto por lo que supuso su poesía, entonces llamada social, para los jóvenes de una época. A raíz de aquel impacto escribí, tergiversando uno de sus poemas ´El futuro es un arma cargada de poesía´." Sobre la obra del pintor José Lucas creó los poemas reunidos en Máscaras, presagios, gritos y agüeros, del cual dice "es un libro que escribí con inocencia, y más con el corazón que con la cabeza, y que hoy necesitaría revisarlo de cabo a rabo. Está ilustrado con dibujos del pintor ciezano Antonio Martínez Morales." ; en cuanto a Solo y viento. Soledad , Silencio, fue escrito durante sus visitas al Salto de Almadenes, lugar al que acudía como buen espeleólogo y amante de la naturaleza -sigue manteniendo la sana costumbre de recorrer el entorno natural local cada día, en las horas tempranas de la mañana-. Al preguntarle cómo ve el hecho cultural en la actualidad me responde: "La cultura, para los que no vivimos de ella, y se ofrece sin ánimo lucro, es muy difícil que subsista, y por ende para los miles de escritores noveles que no tienen otro medio de dar a conocer su obra. El ejemplo más claro es nuestro grupo La Sierpe y el Laúd. Pero entendiendo que hay otras cosas inminentes, necesarias, vitales, y la literatura, aunque importantísima para la formación, de momento no quita el hambre."

Volvemos a los libros de otros autores. Luis García Montero es su gran referente, empezó a leerlo desde sus primeras publicaciones, también es asiduo lector de Felipe Benítez Reyes, Eloy Sánchez Rosillo... "Generadores de la poesía de la experiencia, esa que sabe expresar la belleza, la hondura y el significado de lo cotidiano que nos rodea con historias verdaderas o de tan vulgares, capaces de ser verdad". Sus estanterías acogen muchísimos libros de poesía, sobre todo los premios Adonáis, por su calidad y porque da a conocer a los poetas más jóvenes. Entre las novelas que ha leído últimamente La mano de Fátima, de I. Falcones, le ha gustado por lo bien que se adentra en todas las religiones. Está leyendo Después del terremoto, de H. Murakami y El Ruletista, de Cartarescu, y tiene varios libros en espera. "Hay una novela muy buena que leí hace tiempo, Ágata, ojos de gata, de Caballero Bonald. Si no la has leído léela, creo que te va a gustar", me propone.

Es un hombre pasional, transparente, con unos valores universales bien asentados. Que escribe bajo los dictámenes del impulso. Afirma que no tiene ese oficio que requiere sentarse y hacer, y a veces esperar a que la musa aparezca, por eso él no se considera poeta; discrepamos de él quienes lo leemos, valga un comentario de Antonio Ortega, otro poeta ciezano al que entrevisté hace unos años, cuando yo aún no conocía a la persona que hoy nos ocupa: "Hay poetas que son muy buenos, de lo mejor que hay en nuestro país, uno de ellos es Manolo Dato, y lo tenemos aquí, pasando casi desapercibido." Sí, es un poeta -no necesito su permiso para afirmarlo- que tiene un sentido profundo de la poliédrica fisonomía de las palabras, sabiendo derramarlas con ese particular cromatismo suyo embargado de melancolía, llegándonos para hacernos saber -sin pretenderlo- que estamos ante una lírica propia, original y rica donde los sentimientos puros se hacen verso: "Cuando la trampa de la edad/ me dicte reja o disyuntivas/ y la realidad y el deseo/ jueguen a esconderse/ recógeme en tu boca,/ dame presencia en tus ojos/ y dime el beso y el corazón/ luego me recuerdas/ que mi vida es vida desde que te amo/ yo te silenciaré/ que vengo de un pretérito muy perfecto."

CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

Contacta

Para contactar 

con Antonio Santos, 

en Cieza 

envía un correo a 

 soydecieza@laverdad.es


Redes Sociales

FACEBOOK
Únete a Soy de Cieza en Facebook Únete »
TWITTER
También en Twitter @soydecieza
¡Síguenos! »
Visita a la cueva-sima de la Serreta

Planes

Visita a la cueva-sima de la Serreta

Desde 30 de Noviembre de 2013 hasta 31 de Diciembre de 2014
más info »
Actos de la coronación canónica de la patrona de Cieza en 2014

Planes

Actos de la coronación canónica de la patrona de Cieza en 2014

Desde 14 de Septiembre de 2014 hasta 26 de Diciembre de 2014
más info »
El Tiempo en Cieza

24-16

Claros